CÓMO USAR TUS JUGUETES


Antes de usar cualquier juguete es importante que conozcas bien tu cuerpo y lo aprecies en lo que vale, mirando por su salud y bienestar. Los juguetes son unos complementos que nos ayudan a descubrir nuevas posibilidades de estimulación y placer, pero si tenemos alguna dolencia o especial sensibilidad a cualquiera de los materiales de los que están hechos debemos informarnos bien de todos los detalles antes de adquirirlos o utilizarlos.
También es importante seguir unas normas básicas para su higiene y mantenimiento. Debemos retirar las baterías a todos aquellos juguetes que las usan para su funcionamiento antes de lavarlos y para guardarlos. El mejor sitio para recoger tus juguetes es una funda de tela independiente para cada uno de ellos.
Lávalos con agua y un jabón neutro antes y después de usarlos, con cuidado de que el agua no penetre en el alojamiento de las baterías. También los puedes desinfectar con alcohol y enjuagarlos bien a continuación. Déjalos secar y ponlos en su funda. A los juguetes fabricados en látex se les debe cubrir con una leve capa de talco.
Recomendamos aplicar lubricante de base acuosa para disfrutar más de tus juguetes y prolongar su vida útil: los aceites y vaselinas deterioran los materiales de los que están fabricados y tampoco son recomendables para las mucosas de nuestros genitales. Para sexo anal recomendamos utilizar un lubricante específico para evitar posibles molestias y mejorar la experiencia.
Protege tus juguetes con un preservativo si los utilizas con parejas esporádicas. Los juguetes para penetración vaginal y anal deben diferenciarse para evitar infecciones, o lavarlos de manera escrupulosa entre ambos usos.
Maneja tus juguetes con delicadeza y los que tengan varias funciones y velocidades pruébalos antes y tócalos para familiarizarte con ellos.
BOLAS CHINAS
Son dos esferas unidas por un cordel que se introducen en la vagina con el fin de ejercitarla, así como el músculo pubococcígeo donde se encuentra. Los beneficios de su uso son básicamente dos:
1. Fortalecer el suelo pélvico antes de ser madre supone un parto más fácil y una más pronta recuperación. Para las que ya lo han sido, es el mejor remedio para superar las pérdidas de orina tan habituales posteriormente.
2. Una vez que te has puesto tus bolas chinas, y en pocos minutos, notarás que empiezas a lubricarte, de manera que se convierten en un estímulo excelente para que seas tú quien inicie el juego sexual. Cuando lleves un tiempo usándolas notarás como tu vagina, más fuerte, disfruta más y hace disfrutar más.
Puedes usarlas tú sola o con tu pareja, que puede hacer vibrar su interior moviendo la cuerda, o bien, tirar de ellas mientras tú contraes la musculatura intentando retener las bolas. Es muy placentero el momento en que salen y resulta un juego muy excitante.
Las hay de distintos tamaños, materiales y colores. Otras incorporan un mecanismo con vibración a pilas. Puedes elegir las que más te gusten entre el surtido que te ofrecemos. Consúltanos y te informaremos.